Repinchazo de la Reburbuja será en 2018

(No entendemos a los compañeros que quitan importancia a 2012, el año de la intervención de la UE en España —Memorándum de entendimiento—. La política de comunicación de la política económica ha empezado a utilizar en 2017 el adjetivo «robusto» para referirse a lo presuntamente bien que va todo —a ver si venden los pisos que anegan el sistema financiero—. El uso de este adjetivo es un indicador anticipado del crack que se avecina. Vean esto y pregúntense dónde está la hipotética robustez:
http://www.bankia.com/recursos/img/estudios/20170203/febrero/balanza-pagos-dic16.png
Tengan en cuenta que, en la Balanza por Cuenta Corriente, casi todo son estimaciones. Con todo y con eso, se considera oficialmente que el superávit se debe a lo barato que está el petróleo y a la devaluación salarial interna; aparte se reconoce la salida de capitales —desinversiones de extranjeros e ‘inversiones’ españolas fuera—. Añadan al cóctel la inmensa deuda que pesa sobre los 3 agentes españoles —familias, empresas y Estado—. Cuanto más tarde en pinchar EEUU, peor será la tormenta perfecta que inexorablemente viene a España. Estamos en una situación muy comprometida. Ahora no interesa adelantar las elecciones. Interesa que la factura política la pague el Gobierno actual. Sí o sí habrá que poner los contadores a cero. Nosotros tenemos nuestra propuesta. Llévese la devaluación interna a su último reducto: el abaratamiento radical de costes inmobiliarios, para que la Renta se distribuya más eficazmente. No ha llegado la hora de subir los salarios: solo serviría para echar más leña al fuego de la reburbuja, estrechando el nudo de la horca de los emprendimientos, máxime considerando lo caro que le sale a España cada miserable décima que sube el nivel general de tipos de interés, aparte del compromiso tan grande que hay con los 9 millones de pensionistas. OBSERVEN LAS BOLSAS, que es donde esta vez veremos la inminencia del no va más de este necio ‘yanosestamosrecuperandismo’ popularcapitalista resentido.)

(Qué bien se ve el ciclo coyuntural en los gráficos del índice PMI, de encuestas de gestores de compras. La coincidencia con la crisis estructural determina una exacerbación del vaivén rítmico de 4 años. Recuérdese lo que decimos siempre: el máximo esplendor es el mejor indicador anticipado de la decadencia. Esta vez la recesión trae con ella un cambio cualitativo en el proceso de Transición Estructural español, por el Estrangulamiento Financiero Total Final. Por eso la Política Presupuestaria habla de 2018 como el año de los tres desafíos –imposibles con el actual statu quo y previsión de ciclo coyuntural–: liberación del protocolo de déficit excesivo –ja, ja, ja–, autonomizazo –ja, ja, ja– y pensionazo –ja, ja, ja–. En realidad, la política de los Tres Desafíos es el anuncio de una tormenta perfecta. ¡Hala, a hablar de lo ‘robusta’ que es la situación! Todo empieza a encajar. Será en 2018.)

pisitófilos creditófagos

(Miren los gráficos PMI con los ojos entornados. ¿No ven una oscilación o vaivén con longitud de onda de 4 años, cada onda con su amplitud propia? Si extrapolamos para adelante, ¿ven el la recesión en 2018? Recesión es un concepto de este tipo de ciclo, que llamamos coyuntural. El ciclo estructural abarca varios coyunturales. La amplitud de onda del ciclo coyuntural depende del momento estructural. Cada economía tiene su devenir estructural. España está en una inflexión en una fase de transición estructural provocada por el estrangulamiento financiero total –el Estado, sin margen de endeudamiento, junto con familias y empresas–. La política de los Tres Deasafíos va a fracasar. El PMI español lo está acusando ya. El capitalismo está harto de los popularcapitalistitas falsoliberales y falsosocialistas. Particularmente, el Gobierno actual, más que el anterior, ha fracasado en cuanto a objetivos capitalistas respecto de la vivienda básica, clave para mantener en el tiempo la devaluación interna, el tramo sano del superávit por cuenta corriente y la demanda de consumo. Ahora, patéticamente, los gestores presupuestarios confían en que la inflación les suba un poco la rcaudación de este año, entregando su alma al diablo anticapitalista. La suerte está echada. La política fiscal, pues, en su doble vertiente tributaria y presupuestaria, también nos dice, junto con la política de supervisión bancocentralista, que el REPINCHAZO de la REBURBUJA será en 2018.)

pisitófilos creditófagos

(Lo que estamos diciendo es que debemos interpretar la política de comunicación de la política fiscal en clave BN2P –blanconegro/doblepensar–. Cara al ciclo coyuntural, acepta que se deja atrás la expansión y se prepara para la recesión, confiando la consolidación fiscal al consumo inercial –‘¡Viva el IVA!’– y a la inflación de costes –hinchazón de las bases imponibles nominales–. Pero, cara al ciclo estructural, renuncia a llevar la devaluación interna a su última cota –vivienda básica– y anuncia para 2018 la música celestial de lo que llamamos ‘Tres Desafíos’ –déficit desprotocolizado, autonomizazo y pensionazo–, que son imposibles por carecerse del caudal político que requieren, por lo que el anuncio es un brindis al sol. Estamos objetivamente ante la poítica fiscal que antecede a la confluencia de una recesión coyuntural y una inflexión estructural que requerirá un cambio de statu quo, por el estrangulamiento financiero total. Todo encaja: el Repinchazo de la Reburbuja será en 2018. Conforme vaya avanzando 2017 empezaremos a ver las decisiones que permitirán gestionar este eclipse, porque el trance no es anárquico; es administrado. Crucemos los dedos. El susto se nos irá pasando conforme vaya calando la conciencia sobre lo límite de la situación.)

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s